.com
$ 4.99 $ 26.99 /1er año
.one
$ 1.99 $ 16.99 /1er año

Iniciar sesión

Panel de Control Webmail Editor web Tienda online File Manager WordPress

¿Cómo reducir la tasa de carritos abandonados?

¡Lee nuestras recomendaciones y ponte en marcha ahora mismo!

Muchas personas van a varios sitios web, añaden artículos a su carrito de la compra, pero dejan el carrito abandonado y se van del sitio web. Si las personas dejan sus carritos abandonados en tu web, deberías investigar por qué lo hacen. Esto puede deberse a varios motivos. A continuación te presentamos las razones por las que la gente deja el carrito abandonado y las formas en que puedes evitarlo.

Costes adicionales inesperados

Una de las razones por las que las personas dejan el carrito abandonado son los costes elevados e inesperados, como los impuestos o las tasas. Algunos sitios web ofrecen gastos de envío por un precio superior al de todos los artículos del carrito de compras online, y eso no le gusta a nadie. Los clientes pueden pagar los gastos de envío siempre que sean razonables.

Lo que es más molesto aún es cuando no se sabe de antemano cuánto va a costar el envío. Deberías ofrecer, si puedes, gastos de envío gratuitos e indicarlo claramente en tu página web.

Si no puedes ofrecer envío gratuito, intenta aclarar desde el principio cuánto tendrá que pagar el usuario para evitarle sorpresas en el proceso de compra. Por ejemplo, si los gastos de envío se basan en los códigos postales, permite que los usuarios calculen por cuánto les saldría el envío. 

El sitio web quiere que crees una cuenta

Es muy molesto que un sitio web te obligue a crear una cuenta para poder comprar un artículo. Deberías evitar obligar a los usuarios a crear una cuenta cuando quieren realizar una compra, porque eso puede hacer que dejen el carrito abandonado.

Si un cliente está contento con el artículo que ha comprado, volverá a visitar tu web y lo más probable es que cree una cuenta. Si es la primera vez que visita tu sitio web, permítele realizar la compra de la forma más fácil y sin esfuerzo posible. Haz que sea una experiencia de compra memorable para tus clientes. Una forma de conseguirlo es permitir que los usuarios realicen sus compras como invitados. El proceso de compra como invitado es sencillo y lo pueden utilizar los usuarios que no quieren crear una cuenta.

Si no tienes más remedio que obligar al usuario a crear una cuenta, haz que  esta sea sencilla. Pídele que rellene el campo de dirección de correo electrónico y que cree una contraseña. Así de sencillo.

Un proceso de pago demasiado complicado

El proceso de compra promedio tiene de cinco a seis pasos. No hay nada que fomente más un carrito abandonado que un proceso de compra demasiado largo. No hay que necesidad de hacer pasar al usuario por seis pasos para realizar una compra. Cuantos menos pasos, mejor. Nosotros recomendamos tres. 

Permite que el usuario rellene la información de envío, porque este es un requisito indispensable para que reciba sus productos. Deberías tener un número limitado de campos en esta sección: solo pide información relevante sobre el envío.

La siguiente sección debe ser la de pago. Aquí también deberías tener solo unos pocos campos donde pides información relevante.

La sección donde el usuario pueda revisar su pedido para asegurarse de que todo es correcto va al final. No se necesita nada más.

Por último, haz que el proceso de compra sea sencillo y sin distracciones. Por ejemplo, no tengas textos de fondo y otra información no relevante, ya que esto solo complica el proceso. 

Seguridad de los pagos

Para los usuarios es fundamental que sus pagos online sean seguros, especialmente cuando tienen que facilitarte los datos de su tarjeta de crédito o débito. Debes inspirar confianza en el usuario durante el proceso de pago en tu ecommerce. 

Una forma de garantizar que tus usuarios confíen en ti es mediante el cifrado SSL

Otra forma de transmitir confianza en tus usuarios es mostrando los logotipos de varias compañías de tarjetas de crédito como Visa, Mastercard, etc.

Por último, ofrece a tus usuarios diferentes opciones de métodos de pago. Permíteles que puedan comprar productos a través de métodos en los que confíen, como por ejemplo, PayPal.

Sugerencia: Antes de que el usuario proceda a la compra, puedes indicar que su compra es segura. Esto lo puedes hacer, por ejemplo, indicando en el enlace, “Proceder a la compra segura”. 

Cómo evitar que dejen tu carrito abandonado 

A continuación, te decimos algunas cosas que puedes hacer para evitar que dejen tu carrito abandonado:

  • Pago en dos pasos

Para empezar, implementar un proceso de compra en dos pasos te puede beneficiar. Lo primero que debes hacer en el proceso de compra en dos pasos es pedir el nombre y la dirección de correo electrónico del usuario. Una vez que este haya rellenado la información, puede pasar a la siguiente parte: la forma de pago. 

Este proceso de compra en dos pasos es eficaz porque cuando alguien abandona su carrito de la compra, tú ya tienes su dirección de correo electrónico. Así, luego puedes enviar un correo electrónico a las personas que se han ido de tu web sin comprar para intentar recuperar esos carritos abandonados. 

  • Remarketing

Cuando te encuentres con carritos abandonados en tu web, puedes hacer remarketing a los usuarios que se han ido sin comprar. Es decir, cuando el usuario navegue por Internet, verá tus productos o servicios y esto le puede animar a visitar tu web de nuevo.

Una vez que vuelven a visitar tu web, debes asegurarte de llevarlos de nuevo a tu carrito de la compra online para que puedan continuar el proceso de compra y finalizar la transacción.

  • Optimiza tu página de pago

Asegúrate de optimizar tu página de pago. Los carritos abandonados son inevitables. Sin embargo, puedes optimizar esta página para reducir la tasa de abandono del carrito. 

Existen sitios web que te permiten saber cuáles son los principales problemas de tu página. Por ejemplo, las áreas que inducen a los usuarios a abandonar sus carritos de la compra. Es decir, a las áreas con mayor tasa de abandono y en las que los usuarios hacen menos clic. 

También puedes hacer tests A/B para asegurarte de que los cambios que estás haciendo mejoran la tasa de carritos abandonados y que no son solo cambios que estás haciendo basados en tu intuición. 

Si quieres reducir la tasa de abandono del carrito, te animamos a seguir nuestras recomendaciones, ya que te serán de mucha ayuda. Asegúrate de optimizar tu sitio web continuamente y piensa siempre como si fueras el cliente: cómo reaccionarías ante una acción concreta o a un campo que tuvieras que rellenar.